fbpx

¿Es bueno beber cerveza después de hacer ejercicio?

...
Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp

Al parecer tomar un trago de cerveza después de ejercitarte, no es tan malo como pensabas. Luca Gatteschi, Consejero de la Sociedad Italiana de Nutrición Deportiva y de Bienestar, recomienda beber cerveza después de hacer ejercicio, por los nutrientes que contiene y aporta.

Gatteschi también es el médico oficial de la Selección Italiana, y después de cada entrenamiento alienta a los jugadores a beber una cerveza, obvio sin exceso.

“Si se limita a una pequeña cantidad, la cerveza es incluso más válida que cualquier suplemento energético, porque es más completa”, explicó Luca.

¿Por qué beber cerveza después del ejercicio?

beber cerveza ejercicio

Como ya sabemos, los ingredientes que conforman una cerveza aportan beneficios para la salud. En este caso el magnesio, fósforo y calcio son importantes para equilibrar al organismo después del desgaste que provoca el ejercicio.

Los accidentes cardiovasculares suelen ser comunes después de ejercitarse, así que el alto contenido de vitamina B y ácido fólico representan una forma de prevenirlos.

Otro de los ingredientes de la cerveza es el lúpulo, que contiene propiedades antioxidantes, además puede ayudar a reducir inflamaciones, así como a relajar el sistema nervioso.

Relación entre el alcohol y el ejercicio

beber cerveza ejercicio

Un estudio publicado por HHS, las mujeres que beben alcohol se ejercitan 7.2 minutos más por semana que las que no toman. Diez tragos adicionales por mes representan 2.2 minutos adicionales de actividad física por semana. Los abstemios actuales, los bebedores ligeros, moderados y empedernidos hacen ejercicio 5.7, 10.1 y 19.9 minutos más por semana. Beber está asociado con un aumento del 10,1% en la probabilidad de hacer ejercicio vigorosamente. Diez bebidas adicionales por mes están asociadas con un aumento del 2% en la probabilidad de realizar una actividad física intensa. El consumo de alcohol aumenta la probabilidad de hacer ejercicio vigorosamente. Beber ligero 9%, moderado 14.3%y excesivo 13.7%. Los resultados en hombres fueron muy similares a las mujeres.

Ahora sí ya tienes el pretexto perfecto para refrescarte con una cerveza después de una rutina de ejercicio. Pero recuerda que una lata es suficiente, la caguama no aplica.

También te puede interesar: Por qué tomar una cerveza el fin de semana es bueno para la salud y no afecta a tu dieta

O puedes leer: 5 grandes beneficios de beber cerveza con moderación que no conocías

Araceli Arana

Araceli Arana

ARTÍCULOS RELACIONADOS: