fbpx

Qué es el audioporno, la tendencia que siguen cada vez más mujeres

Después de experimentar el audioporno, no querrás volver al viejo porno visual
Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en whatsapp
Compartir en email
Compartir en google

¿Cuántas veces no has sentido que se te enchina la piel al escuchar una voz sexy? Ahora imagínate tener un catálogo de audios con historias eróticas que dejan las imágenes a tu imaginación. Esto es una realidad gracias al audioporno.

Tu oído se convertirá en el órgano erógeno favorito después de que conozcas todo sobre el audioporno, la tendencia que está transformando la manera de consumir porno.

“Siempre que se hablaba de lo que excitaba a la mujer, se hablaba poco de los estímulos visuales; se hablaba fundamentalmente del oído, de las palabras, del tipo de palabras que te decían y cómo te las decían. Ocurría también en el hombre, pero siempre se ha planteado más para la mujer”, explicó la sexóloga Francisca Molero a BBC Mundo.

El hecho de que las mujeres sean más sensibles al oído hace que el audioporno tenga un enfoque más feminista.

“Esta modalidad estimula más la imaginación y la fantasía al obligar al cerebro a formarse sus propias imágenes y no consumir las que ya le vienen dadas”, opina la doctora Molero. “Por otra parte, dejar de ver las estereotipadas imágenes de los cuerpos, que habitualmente vemos en la pornografía, puede ayudarnos a aceptar más el nuestro, la pluralidad y la diversidad”, continuó.

¿En dónde escuchar audioporno?

Existen diferentes formatos de material. Hay sitios que ofrecen audios de personas que graban sus encuentros sexuales. Estos los puedes escuchar en Pornhub o Tumblr. También existen los sitios de audioporno en los que puedes encontrar historias eróticas estructuradas, contadas por voces de profesionales que te llevarán a imaginar lo inimaginable.

Dipsea

Fue fundada por Gina Gutiérrez y su amiga Faye Keegan, el costo de la suscripción es de $8,99 dólares mensuales. Cuenta con más de 100 audios que se actualizan constantemente.

Quinn

Es una plataforma gratuita creada por Caroline Spiegel y Jackie Hanley. Spiegel estaba en un tratamiento por desórdenes alimenticios, lo que afectó su vida sexual. Para ella dejó de funcionar el porno visual y descubrió que el audio era más subjetivo y lo podía escuchar en cualquier lugar.

También puedes leer: Adicción al porno: un trastorno real con efectos psicológicos y de pareja

Araceli Arana

Araceli Arana

ARTÍCULOS RELACIONADOS