fbpx

5 mitos de los desordenes alimenticios que debes conocer

Los desordenes alimenticios no son cuestión de edad o género. Hay estigmas que deben dejar de creerse para poder ayudar a quienes en verdad los padecen
Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp

Los desordenes alimenticios son afecciones psicológicas que provocan hábitos alimenticios poco saludables. Comienzan con una obsesión por la comida, el peso y forma del cuerpo. Estas enfermedades están rodeadas de estigmas y mitos, principalmente el que asegura, las personas con un trastorno son extremadamente delgadas, pero esto va más allá y la realidad es muy distinta. Conoce los principales mitos de esta condición:

Tener un desorden alimenticio es una elección

Las causas de un trastorno alimenticio son complejas. Pero los expertos han determinado que en su mayoría son causados por factores genéticos y ambientales. Es tanta la obsesión por cambiar su imagen, que la razón se nubla, el cerebro se codifica para pensar de manera diferente, el trastorno se apodera de sus acciones.

Un trastorno alimenticio se centra en los alimentos

La obsesión por las calorías, el peso y la imagen son parte de un trastorno; sin embargo, estas enfermedades también se originan por aspectos biológicos, psicológicos y sociales. Un error común es que las personas que rodean al afectado lo quieran ayudar animándolo a comer más, pues su recuperación no solo se basa en eso.

Los desordenes alimenticios son exclusivos de adolescentes y mujeres

Un trastorno de alimentación puede presentarse a cualquier edad. Especialistas han detectado el aumento de diagnósticos de algún desorden en niños de cinco a seis años. También un estudio publicado en The Washington Post encontró que el 25% de afectados por un trastorno son hombres.

Solo se puede desarrollar un tipo de trastorno

Aproximadamente la mitad de las personas que padecen anorexia desarrollan bulimia al mismo tiempo. También hay casos en los que pasan de un diagnostico a otro, un proceso conocido como diagnóstico cruzado.

No se puede recuperar totalmente de un desorden

Dejar atrás un trastorno alimenticio no es fácil, pero tampoco imposible. Los problemas relacionados con el peso deben tratarse como cualquier otro problema de salud, con compasión, sensibilidad y preocupación y no con juicio, culpa o simplificación excesiva”, explica la doctora Dina Hirsch, psicóloga del Syosset Hospital’s Center for Weight Management, en New York.

Padecer un trastorno alimenticio es muy serio, incluso pueden causar la muerte. Es importante buscar ayuda psicológica y nutricional para salir delante de estas enfermedades y sobre todo, estar informados y contar con el apoyo de las personas más cercanas.

También te puede interesar: 5 documentales de Netflix de comida que puedes ver para mejorar tus hábitos alimenticios

Araceli Arana

Araceli Arana

ARTÍCULOS RELACIONADOS: